Alicia solo podía sonar a Alicia

Por Rob, 0 reacciones

Billboard.com ha charlado con Jerry Cantrell y Sean Kinney, guitarrista y batería, respectivamente, de Alice In Chains, sobre “Black Gives Way To Blue“, el esperadísimo retorno del grupo de Seattle.

El no contar con Layne Staley como vocalista podría haber producido un cambio en el sonido del grupo pero lo cierto es que a tenor de lo oído (como bien sabéis “A Looking In View”, tema de adelanto del álbum, está disponible en la web del grupo) el sonido característico del cuarteto sigue intacto. “Está bien sonar como nosotros mismos,” ríe Kinney. “De hecho, no es algo difícil de hacer. Sé que la gente ha quedado alucinada porque sonemos como nosotros y entiendo esa aprensión pero no es realmente algo muy complicado sonar como uno suena.

Cantrell interviene: “Esperábamos hacer el mejor disco que pudiéramos y eso hemos hecho. Sean y yo hablamos mucho de que cuando haces un disco, has estado trabajando en él durante mucho tiempo y ya estás cansado de él cuando se lo dejas escuchar a alguien. Ya andas pensando en lo próximo. Y este aún seguimos escuchándolo. Aún es muy emocionante escucharlo y eso es realmente bueno.

El grupo hará una breve gira por Europa en agosto y posteriormente, en septiembre, una gira de un mes por EEUU. Pero habrá más: “No vamos a parar de girar cuando el disco salga. Ese es un viejo patrón que vamos a tratar de no hacer de nuevo.

La gestación del álbum, el primero con William DuVall, ex-frontman de Comes With The Fall, en sustitución de Layne Staley, no ha sido sencilla. “Ha sido un proceso muy lento,” confiesa Kinney. “Mientras sonara genuino y que saliera del sitio adecuado, y todos estuviéramos contentos, dábamos otro paso. Hace dos años no hablábamos realmente de hacer un disco. Estábamos de gira y tocábamos y estábamos uniéndonos, y Will se estaba incorporando a como se hacían las cosas. Pero siempre teníamos un sitio para ir improvisando en el backstage y las cosas empezaron a ocurrir.

De cualquier modo, pese a no estar físicamente, Kinney asegura que el alma de Staley sigue muy presente en la música del grupo. “Siempre es parte de mi vida diaria. No hay día en que no piense en él. Y hay mucho que decir, con todas esas cosas saliendo primero. Muchas cosas han pasado desde 1995, muchas cosas han pasado en nuestras vidas y nunca hemos hablado de ellas o las hemos expuesto públicamente. Así que algunas de esas cosas son las que se han tratado aquí. Así operamos, es sobre lo que realmente pasó en la vida. No somos de canciones de coches y tías. Básicamente es de lo que pasa en la vida pero es que han pasao muchas cosas desde el último disco. Y está en este disco.

Ver más de Alice In Chains.