Dino Cazares: “Tocar con Raymond Herrera me limitaba”

Por Rob, 0 reacciones

Está claro que la relación entre Dino Cazares y sus ex-compañeros Christian Olde Wolbers y Raymond Herrera no es la mejor. Cazares no pierde ocasión, en cada entrevista que concede, en criticar a sus ex-compañeros. Ahora quien ha recibido un palo del guitarrista vía Blistering.com ha sido Herrera.

No hay comparación posible entre Raymond y Tim (Yeung, batería de la otra banda de Cazares, Divine Heresy). Es como la noche y el día. Tim es como King Kong – le liberas de las cadenas y lo aplasta todo. Llega a todo pero suena compacto. Pone todo en un sitio estratégico y lo hace de forma inteligente. Cuando estaba con Raymond, no había duda, me sentía limitado en cuanto a donde ir. Si oyes mucho el material que anda haciendo Raymond ahora, es lo mismo. En cambio, siento que ensayar con no solo Tim Yeung sino con Gene Hoglan, Joey Jordison, Ray Mayorga, con diferentes baterías que tienen estilos diferentes me ha ayudado como guitarrista. Pude ver que había otros elementos en la música que podía aprender. Cuando improvisaba con Raymond, me sentía muy limitado y mucha gente lo veía. Raymond es muy bueno con el bombo y los pies pero cuando toca redobles…Kerry King lo clavó: el tío no es bueno con las manos. Con Tim Yeung no hay límites. No hay comparación. Y ahora, al ensayar con una leyenda en vida como Gene Hoglan, un tipo que ha inspirado a todo batería viviente, es como, 'Dios mío, ¿a qué otro sitio podría ir?' Mi mente va a explotar. Estos tíos son como, 'Intenta esto' (mientras hace un ruido de metralleta)…He tenido suerte de poder ensayar con algunos de los mejores baterías del negocio. Yo siempre he tenido conexión con los baterías. Eso es lo más importante para mi. Tim y yo podríamos salir de gira, él y yo solos y sé que la gente estaría contenta (risas) La voz es simplemente la guinda. Ensayar con tipos como Gene…Las ideas son ilimitadas; no tienen un estilo en particular porque son cada estilo.

Comenta también que oyó los dos discos grabados por sus ex-compañeros tras su salida (“me los dieron“). “En esos discos hay más que pocos riffs que ya no diría que suenan similares a los míos, es que son directamente copias y está bien. Eso es lo que los chavales quieren oír, hicieron el movimiento correcto. Pillaron algo de material viejo, lo recompusieron, le dieron otra producción y satisfacieron a los fans. Eso trataban de hacer. Tenían el disco 'Digimortal' y no querían ponerle elementos de hip-hop. Hicieron un movimiento inteligente y sacaron un disco más heavy. Luego, el siguiente disco, 'Transgression'..No sé qué ocurrió ahí. No creo que fuese el favorito de los fans. No hablo por los fans y juzgo a tenor de las ventas: fue el disco peor vendido de la historia de Fear Factory.

El músico explica que no está especialmente preocupado por aclarar la batalla legal en la que parece que se van a ver envueltas las dos partes originales del grupo (él y Burton C. Bell por un lado y Raymond Herrera y Christian Olde Wolbers, por otro). “No estoy nada preocupado. Trabajo lo más duro posible para asegurarme que las cosas se hacen bien. Burton y yo estamos muy centrados en la idea de que hacemos lo mejor posible. No vamos a dejar que otras cosas o las cosas que se leen en la prensa nos molesten en nuestro proceso creativo. Eso es parte de ser profesional: no dejas que esas cosas te molesten. Cuando me meto en un cuarto y ensayo o compongo con cualquier banda en la que esté, eso es – apago el teléfono (risas).

Ver más de Divine Heresy o Fear Factory.