Puente en Wembley

Por Rob, 0 reacciones

El frontman de , , ha hablado con ARTISTdirect sobre la experiencia de tocar en Wembley, actuación que fue filmada y se editará la semana que viene en DVD.

Aún es abrumador pensar en ello. Cuando me lo preguntas, empiezo a pensar, ‘Creo que tocamos en Wembey’ (risas) Es genial que fuese capturado y el DVD está ahí para documentar todo el evento. Estoy agradecido por que ocurriera. Para mi, personalmente, al principio fue, ‘Acabamos de tocar en Wembley. Eso es inmenso’. También es mucha presión. Cuando me enteré que íbamos a grabarlo, pensé, ‘¡Eso es mucho para una noche!’ Estoy realmente agradecido que funcionara como funcionó. Nunca se sabe. Podría haber sido una noche mágica que es difícil de repetir. Está ahí.

Te pasan toda clase de pensamientos por la cabeza. Te puedes desconcentrar pensando en el peor de los escenarios, ‘¿Y si pasa algo con la producción o me olvido de una de las letras?’ Eso es fácil de hacer siendo artista. Es cuestión de apagar el cerebro y tratar de abrazar el momento y saborearlo. Eso se puede perder rápidamente si tus tendencias perfeccionistas tienden a imponerse en todo lo que haces al día. Lo he aprendido en el pasado. Cualquier cosa guay de la que seas parte, tienes que zambullirte y agradecerlo. Tienes que dejar que el concierto te lleve. Es gracioso. Cuando me subí por primera vez, por alguna extraña razón, unos minutos antes de que se suponía que íbamos a salir, mi camisa no cerraba. Mi mujer, que estaba en el backstage, me dijo, ‘¿Por qué no puedes abotonarte la camisa? ¡No te la estás poniendo bien!’ Es una locura. Estaba todo estresado, ‘¿Qué carajo pasa con esta camisa que no va bien?’ Recuerdo estar frustrado una vez salí. Tuve que calmarme un poco. A unas cuatro canciones de concierto, sigo tratando de calmarme y llegar a la felicidad (risas) Eran dos botones en los puños. Por alguna razón, no lograba que se mantuvieran abotonados. Es una tontería. Fue una desviación antes de salir. Debería haberme centrado en los primeros momentos de ‘Slip Into The Void’, que es como empezamos el set. No había contado antes esta historia (risas) Lo acabo de recordar ahora.

Como momento clave resalta “probablemente en la quinta canción, ‘Come To Life’, empezó a dar la sensación de que estábamos asentándonos. La adrenalina empezaba a calmarse. Al menos para mi.

Reconoce que “de los cuatro tipos en el escenario, era el único que no había sido parte de esa clase de producción (con fuegos artificiales). Hubo un momento en que pensaban que me iba a dar (un petardo). Hubo una explosión particular. He olvidado qué canción era pero parece que me fue de poco no explotar (risas) Era complicado ser consciente de todo porque estaba tan metido en el momento. Hablamos de ello y pensé que molaría darle a los fans algo más de producción esa noche y ver como salía. Con suerte a la gente le gustó y fue un gran equilibrio entre música y un espectáculo de ‘monster trucks’ (risas)

Cuenta que “’Blackbird’ fue el punto álgido del set. Pese a que me encanta, a veces puede ser difícil emocionalmente por el tema que trata. Es una canción que no siempre es fácil de tocar pero hay algo que recibimos de ver al público y su reacción por la canción. Significa algo para ellos. Esa es la compensación. Es increíble. Ves a gente muy metida y mostrándote su tatuaje de ‘Blackbird’. Tienen la letra tatuada en el cuerpo o el emblema en el brazo. Es abrumador. Te lo hacen saber durante la canció. La letra de ‘Blackbird’ se inspiró en un amigo mío llamado Mark Morse. Me vendió mi primera guitarra cuando era un niño y fuimos amigos durante muchísimos años. Murió justo cuando estábamos terminándola así que está dedicada a él y su memoria. Es sobre ver el sufrimiento por el que pasaba y esperar que encontrara consuelo pronto y liberarse de todo eso.

Muchos fans les vienen con sus propias historias sobre la canción: “Esa canción y la que Mark (Tremonti) escribió para su madre, ‘In Lovig Memory’, son canciones que se centran en el tema de la pérdida. Tienden a resonar en la gente de forma que vienen y te cuentan sus historias de como las canciones son puestas en funerales. Es muy heavy, tío. Para ser sincero, es muy halagador saber que esas canciones significan algo. Al mismo tiempo, es triste porque ilustra cuanta gente sigue sufriendo y pierden a sus seres queridos. Es parte de la vida.

Preguntado por “Ties That Bind”, cuenta que “en directo la tocamos muy rápido. Tocamos muchas canciones muy rápido. Para mi estar ahí bien con la voz y la guitarra es un gran reto. Es un favorito de los fans y logra el ‘headbanging’ de la gente. Fue compuesta durante las sesiones de ‘Blackbird’. En su momento tuvimos dificultades con muchas cosas, cosas que nos sujetaban así que la canción trata de liberarnos de todo eso y tratar de salir al otro lado indemnes y liberarnos de las ataduras que nos sujetaban.

Le preguntan por el álbum en solitario en el que estuvo trabajando hace un tiempo: “Lo tengo ahí en mi disco duro. Está como estaba hace casi tres años, lo cual es difícil de creer. Está todo grabado. Solo necesito grabar las voces y mezclarlo. Espero terminarlo porque pasé mucho tiempo trabajando en ello y es un aspecto diferente de mi en cuanto al aspecto creativo. Quiero sacarlo y darle la oportunidad de que sea oído. Estoy orgulloso del disco. Creo que es una sincera representación de donde estaba en ese punto de mi vida y como me sentía musical y emocionalmente. Espero poder sacarlo algún día. He tratado de incorporar cosas que no había hecho desde hacía tiempo como compositor y cosas que no necesariamente encajarían en . En ese momento, no sabía donde iban a terminar las cosas con así que eran cas que no iban a encajar en AB. Me siento muchas veces con la guitarra acústica a improvisar. Eso llevo a una idea de canción. Tenía tanta cosa ahí que quería grabar algunas de las canciones que me parecían las más potentes del montón. Sin duda no es algo que vayas a poner en el coche a tope cuando estás de mala leche. No es esa clase de disco. Es muy de cantautor. Es un enfoque muy diferente a lo que he hecho en los últimos diez años. Con suerte la gente lo disfrutará. Yo he disfrutado haciéndolo.

Finalmente, habla de “Apocalyptic Love”, el disco de : “En lo que a la grabación respecta, fue un proceso realmente rápido y yo habíamos estado componiendo el último año. Fue mucho trabajo y fue un gran reto porque andábamos de gira todo el tiempo. Salí de gira con y los chicos, luego con . La mayoría fue compuesto en la carretera. Fue un gran reto pero en el buen sentido. Era una habitación de hotel diferente cada noche, montar un estudio cada noche y ponerme a trabajar. Es bueno haberlo hecho. Estamos realmente contentos con ello.

Ver más de Alter Bridge, Myles Kennedy o Slash.