Borrachera mortalmente estereofónica

Imitando (aunque seguramente en contra de su voluntad) la muerte de John Bonham, ex-batería de Led Zeppelin, es como murió Stuart Cable, ex-Stereophonics. Cable se pegó una juerga de alcohol durante tres días y acabó muriendo ahogado en su propio vómito.

Parece ser que la investigación policial ha arrojado luz sobre la causa de la muerte, como cuenta en BBC.co.uk. El batería empezó su 'sesión' en el club de rugby acompañado de su ex-mujer y su hijo el 4 de junio. Tras ello, el día siguiente, presentó un programa de radio en la BBC Cardiff tras lo que se fue a un pub local a seguir bebiendo.

Al terminar se fue a casa a seguir con su maratón, esta vez acompañado de su amigo Simon Collier hasta las 5 de la madrugada del domingo 6. Al despertarse más tarde, volvió a quedar con Collier en un pub para…Si, lo habéis adivinado: beber.

A eso de las 23h del domingo llamó a su novia para que pidiera comida china para comer en el pub (¡¿!?) tras lo cual se volvió a casa con su amigo.

El informe policial continua afirmando que al llegar a casa se acabó una botella de vodka y también bebió Jack Daniels. Su novia trató de despertarle para que le acompañara a la cama pero al no lograrlo, le dejó durmiendo la mona en el sofá.

La mañana del lunes (5.30h) es cuando Rachel vio que Cable había muerto al notar que no respiraba y comprobar que en sus conductos de aire había vómito. El patólogo David Stock confirma en el informe que la muerte del batería fue causada por asfixia en su propio vómito de un grave envenenamiento por alcohol.

Artistas relacionados:
Stereophonics