Crónica Funeral For A Friend, Sala Razzmatazz 2, Barcelona (14-05-11)

Por Rob, 0 reacciones

Diez años llevan ya en activo los galeses Funeral For A Friend por lo que ya pueden ser considerados unos veteranos de la escena ‘post-hardcore’ – 'screamo'. Sin duda han demostrado ser unos jornaleros del rock y, aún no habiendo logrado nunca un arrollador éxito, si se han mantenido vigentes con una sólida base de fans que han aceptado sus escarceos más relajados y meditados de su álbum “y han recibido con los brazos abiertos su último disco, “Welcome Home Armageddon”, una vuelta a la fuerza y crudeza de sus inicios.

En su primera visita a Barcelona, los galeses se han acompañado de We Are The Ocean y The Blackout, que ciertamente, no desentonaron ni quedaron fuera de foco en una sala Razz 2 que, sin embargo, se quedó en media entrada larga.

We Are The Ocean subían al escenario para tratar de demostrar lo que apuntan sus dos discos: su ‘post hardcore’ en una onda parecida a bandas como Alexisonfire logra alcanzar su propia identidad gracias al interesante juego de voces del frontman Dan Brown y el guitarrista Liam Cromby, el primero de voz más rasgada (con gritos cuando es menester), encargándose Cromby del peso melódico gracias a una voz más aguda que en directo mantiene un gran nivel.

Cierto es que en directo algunos matices se pierden en la voz de Brown (en estudio se aprecia más el volumen de su voz) pero la voz de Cromby suple con creces cualquier carencia general y, con un buen surtido de temas de sus dos trabajos, completaron un buen concierto.

Llegaba el momento de The Blackout que volvían a España tras su mediocre concierto como teloneros de Limp Bizkit. Hombre, para empezar ganaron en predisposición del público: si en el concierto de la banda de Fred Durst vieron como la gente no les prestó demasiada atención (por ser benévolos), lo de este concierto fue otra cosa: hubieron ‘circle pits’, coros y saltos, cumpliendo los fans a pies juntillas con los deseos de los dos vocalistas.

Por lo demás, el ‘post-hardcore’ – ‘screamo’ del sexteto sigue reposando en las mismas bases que ya nos mostraron en su anterior visita (incluído el impostado histerismo de uno de sus dos cantantes) aunque han añadido enseñanzas adquiridas de su gira con Limp Bizkit: sentar al público para que luego salte es algo que los ‘nu metaleros’ llevan haciendo desde hace tiempo. Siempre es bueno que las bandas adopten lo que aprenden y si sirve para interactuar con el público mejor, claro. Veremos si el próximo paso es hacerlo con la música…

Finalmente a falta de un cuarto de hora para las 22h, Funeral For A Friend saltaban dejando patente que el ser ya unos veteranos de la escena no les ha restado ni un ápice de intensidad: sus riffs metaleros suenan (muy) contundentes mientras que los melódicos puentes y estribillos logran sobresalir con sentido entre una potente sección rítmica. Y es que el quinteto siempre ha centrado su carrera en el apartado musical y ni ropa ni peinados ha sido algo a lo que le hayan dado importancia alguna, situando la atención en lo que realmente importa: la música.

Pese a tener recién editado su nuevo disco, los de Bridgend no escatimaron en clásicos y sonaron temas como “Rookie Of The Year”, ”Escape Artists Never Die”, “Juneau” o “History” que fueron recibidos con lógica algarabía por el público.

La voz de Matt Davies logra alcanzar bien los cambios de tono (e interactúa constantemente con público y compañeros de grupo) mientras que Ryan Richards cumple aportando berridos logrando un decente resultado final.

Ver más de Funeral For A Friend, The Blackout o We Are The Ocean.